BMW ha hablado. Quiere convertir a Félix Porteiro en su referente en el Mundial de Turismos. Para convencerlo ha puesto sobre la mesa un contrato por dos años que ha sido del agrado del valenciano. El desencadenante final ha sido la promesa de Generalitat de apoyar decididamente al castellonense y la confirmación de que Telecinco retransmitirá todo el campeonato.

Tal y como avanzó LAS PROVINCIAS hace tres semanas, BMW se interesó por el valenciano y le prometió un coche oficial y el soporte necesario para estar arriba en el Mundial de Turismos. Campos Racing también le ofrecía un bólido, en su caso un fórmula con el que competir en GP2. La diferencia entre ambas propuestas está en la economía. La marca alemana le proporciona un sueldo de profesional mientras que el campeonato que catapulta a la Fórmula 1 exige un canon de un millón de euros aproximadamente.

Dilema solucionado
“Ha ido todo muy bien entre el equipo y yo. Me lo han puesto fácil para tomar la decisión. He recibido la oferta, la voy a firmar y creo que en un par de días lo harán oficial”, apunta Porteiro, que, por la novedad que supone para él disputar el Mundial de Turismos, prefiere no ponerse metas de momento: “Es difícil marcarse un plazo, pero espero hacer dos o tres podios esta temporada y para la segunda estar entre los cinco primeros. La carrera de Cheste la tengo ya señalada”.

Sobre lo que le ha hecho firmar por BMW, afirmó: “Sé que la Comunitat Valenciana quiere entrar fuerte conmigo y estar en el coche. Además, Telecinco ha comprado los derechos de emisión del Mundial”.

Noticia extraida de LasProvincias.es