Fallar es de humanos, y esta feo reirse de los fallos de otro, pero, en este caso, no hay otra. Miren lo que le paso a Xevi Pons en el Rally de Vilaplana