La categoría CHALLENGE ROTAX ha irrumpido con fuerza en el Campeonato de Karting de la Comunidad Valenciana, doblando ya su número inicial de inscritos a inicios de la temporada.

Y como colofón final, el vencedor de la categoría tendrá la oportunidad de rodar sobre Fórmula Renault de la Eurocup.

Junto a los Alevines, Cadetes y KF3, las empresas Doblepista y Racing Stars decidieron dar la oportunidad de rodar en los trazados oficiales a aquellos pilotos que por edad o presupuesto no entraban en las bases de la competición

De este modo, gente que va desde los 13 hasta los 40 años pudo desempolvar sus ganas de hacer karting, merced a una serie de iniciativas que abarataban la participación y permitían su presencia.
La primera medida fue la de ser el domingo el único día de torneo, con el consiguiente ahorro de hoteles, comidas o tickets de pista. A ello se le unió un abaratamiento enorme de costes, pues el precio de inscripción no llega a cien euros por prueba y el de los neumáticos es de 165 euros.

Los chasis son, además, libres, por lo que no se impone una marca o modelo determinada, mientras el motor (que da nombre al certamen) se caracteriza por su gran fiabilidad y muy bajo mantenimiento.

ALICIENTE FINAL.

Pero por si había pocos alicientes para los aficionados a esta disciplina, el vencedor final tendrá derecho a probar un Fórmula Renault de la Eurocup, perteneciente al conjunto valenciano iQuick.

Por el momento ese honor recaería en Salvador Díaz, que ha salido victorioso en casi todas las carreras, seguido por el madrileño Marco Calvo, Daniel Fuentes, Jorge Ladera y Jorge Morillo. Entre los más jóvenes el más destacado ha sido Guillermo García.

De los 10 pilotos iniciales se pasó ya a 17 en Quintanar del Rey y las inscripciones siguen abiertas durante el verano, pues aún restan tres certámenes por disputarse.